19th Ave New York, NY 95822, USA
¡Llámanos! (81) 1097 0000

Emprender con o sin socios ¡Descubre lo que te más conviene!

Emprender con o sin socios ¡Descubre lo que te más conviene!

 

Sin lugar a dudas, emprender es toda una aventura. Y es que llevar a cabo una idea de negocio es sinónimo de valentía ante la competencia real que existe en el mercado. Mientras la idea se concreta, una de las interrogantes que más se formulan los emprendedores es si es mejor hacer este viaje solo o asociándose con alguien.

Aunque hay un varias teorías al respecto, lo importante es tener claro que cada caso es distinto y se deben analizar las circunstancias antes de tomar una decisión. Hay que abordar el tema del emprendimiento desde ambas perspectivas: con y sin socios, de manera que se puedan tener mayores elementos de juicio a la hora de decidir el destino del proyecto de negocio a emprender.

 

¿Si lo haces por tu cuenta?

La principal ventaja de emprender en solitario es poder tomar todas las decisiones de la empresa con una mayor libertad. De este modo, puedes definir el camino que quieres que tome tu negocio. Ten en cuenta que si decides emprender de esta forma siempre podrás acudir y contar con especialistas que te asesoren para que el negocio funcione de la forma adecuada.

Desde la idea de negocio hasta la puesta en ejecución del proyecto, emprender tiene sus implicaciones. Esto tiene como resultado que el emprendedor asume una serie de responsabilidades relativas a los diferentes aspectos que sostienen su negocio, tanto en aquellos relacionados a lo operativo como los que tienen que ver con la generación de riqueza.

Es así como existen muchos negocios para emprender sin la colaboración de un socio. Por ejemplo, las tecnologías en línea facilitan la gestión de los negocios y posibilitan el emprendimiento en solitario, como el caso de las tiendas virtuales. Esta es una idea de negocio interesante ya que puedes vender todo tipo de productos y gestionarla tú mismo.

Por otra parte, algunos estudios reflejan que los emprendedores reincidentes tienden a evitar asociarse. ¿El motivo? Han sufrido experiencias negativas en las que han tenido que pelear con su compañero por problemas empresariales de distinta índole. Por tanto, hay que pensar con calma el por qué necesitas un compañero y, si es así, cómo debería ser.

 

¿Si buscas un socio?

Más allá del apoyo moral en los momentos que sean más complicados para la empresa, emprender con un socio permite contemplar más ideas y tener acceso a puntos de vista que a ti no se te hubieran ocurrido, además de disponer de una red de contactos más amplia.

Al momento de pensar en un socio, debes identificar al que más te conviene: al capitalista, que aporta dinero y apenas interfiere en el trabajo diario o, al que además de invertir capital trabaja en el negocio. Este último es al que hay que seleccionar con más atención porque va a formar parte del desarrollo y consolidación del proyecto.

Por otro lado, es difícil disponer de todos los recursos cuando vas a emprender, por lo que un socio puede ser un apoyo económico importante para poder desarrollar tu negocio tal y como esperas.

Asimismo, debes tener en cuenta que es necesario que la aportación del nuevo socio sea complementaria a la tuya. Si dominas un aspecto del negocio, no es conveniente que incorpores a otro socio cuya aportación sea la misma que la que hacer tú.

Piensa además que debe haber una persona que lidere el equipo y que tenga la última palabra sobre lo que hay que hacer. Por tanto, antes de iniciar el emprendimiento es vital aclarar el objetivo del negocio y de cada emprendedor. Lo ideal es no ser socios al 50% porque se bloquean las decisiones.

 

Existe una serie de implicaciones relativas al emprendimiento que tiene que ver de forma directa con todo lo relacionado con la estructura logística y financiera del negocio. Debes pensar en todos los aspectos para tomar la decisión que más favorezca el desarrollo de tu idea de negocio. Sea con o sin socio, piensa en tu idea de negocio, estudia tus opciones y llévala a cabo.

¿No tienes capital para emprender? En Respaldo Financiero contamos con dos tipos de préstamo con garantía que podrían adaptarse a tu realidad. ¡Contáctanos y permítenos asesorarte!

[wp_show_posts id=”29246″]
¡COMPARTE CON TUS AMIGOS!

Noticias relacionadas

× ¿Te gustaría más información por whatsapp?