19th Ave New York, NY 95822, USA
¡Llámanos! (81) 1097 0000

¿Has pensando en el fondo de educación para tus hijos? ¡Comienza desde ya!

¿Has pensando en el fondo de educación para tus hijos? ¡Comienza desde ya!

 

De la noche a la mañana los niños crecen casi sin darnos cuenta. Sus necesidades aumentan y, en consecuencia, tú debes producir más dinero para cubrir las diferentes etapas de su vida, como la salud, la alimentación y la educación. Precisamente cuando de su formación se trata, bien vale la pena trabajar desde ya en un fondo de educación, con la finalidad de prepararte financieramente para sus estudios universitarios.

Una inversión en la educación de tus hijos es una de las decisiones más importantes que puedes tomar. Nunca es demasiado tarde para hacer un compromiso económico y crear el fondo de educación.

Cada año son más los jóvenes que van a la universidad, algunos ingresan a instituciones públicas, otros prefieren optar por opciones privadas. Sin embargo, ambas alternativas necesitarán una inversión de dinero, que variará dependiendo de la carrera escogida.

Por otro lado, algunos padres desean ofrecer a sus hijos la oportunidad de estudiar en otra ciudad o país. En esos casos el dinero que se necesita es mucho mayor porque se deben considerar los gastos que tendrán al vivir fuera de casa.

 

Trabaja en el plan

Luego de determinar lo que quieres para la educación de tus hijos, es momento de tomar medidas y ponerlas en práctica para no perder tiempo. Para ello, puedes comenzar por:

-Estimar rango de costos. Conoce los costos actuales de las colegiaturas. Estima gastos asociados, como materiales o instrumentos en caso de ser necesarios. Además, determina gastos de alimentación, transporte y renta, si los estudios se cursan fuera de tu ciudad o en el exterior.

Por ejemplo, un año lectivo en una universidad en los Estados Unidos, en una carrera de cuatro años de duración, puede costar entre 20,000 y 60,000 dólares, solo en gastos de colegiatura. Además, los gastos de alojamiento y manutención pueden oscilar entre 9,000 y 12,000 dólares por año, dependiendo de la ciudad. En promedio, necesitarías unos 80,000 dólares.

-Determinar el plazo de tiempo. Considerando la edad actual de tu hijo, determina con cuántos años cuentas para ahorrar hasta que deba ir a la universidad.

Por ejemplo, si tu hijo tiene 2 años de edad y crees que puede estar ingresando a la universidad a los 17, puedes estimar que cuentas aproximadamente con 15 años (180 meses) como tiempo máximo para ahorrar y usar el fondo.

-Redefinir tu presupuesto. Una vez que conozcas los costos y el tiempo que tienes para realizar tu fondo, crea un nuevo presupuesto donde tomes en cuenta el porcentaje de dinero que destinarás al fondo de educación.

Por ejemplo, si seleccionaste una universidad en los Estados Unidos, considera 80,000 dólares (en promedio) para estudios y manutención, divide esa cantidad entre los 180 meses que estimaste previamente. El resultado es 444.44 dólares, este es el monto que deberás ahorrar mensualmente para conformar tu fondo de educación.

-Evitar el desvío de otros fondos. Evita usar los ahorros que has destinado para tu retiro o el fondo de emergencias, para la educación de tus hijos. En vez de solucionar una situación, estarías generando otros problemas financieros. La clave es la planificación y cumplir cabalmente el presupuesto que diseñaste.

Por ejemplo, define el porcentaje que destinarás a cada uno de los fondos que has registrado en tu presupuesto y mensualmente haz cada aporte particular. Si ves que tus ingresos son insuficientes, es momento de pensar en generar dinero adicional.

-Pedir un préstamo con garantía. Además de organizar tus ahorros para crear tu plan, es posible que necesites una ayuda adicional. Si estás buscando cómo obtener el dinero que necesitas, recurre a los préstamos con garantía.

Por ejemplo, evalúa bien y escoge la opción que te ofrezca transparencia legal, te dé respuesta en 24 horas y además te solicite sencillos recaudos. Si te indican que el buró de crédito no es determinante para gestionar tu préstamo, pues mucho mejor.

 

Considera que con esa inversión en la educación universitaria de alta calidad que le ofrecerás a tus hijos, les proporcionará un legado para su desarrollo personal y su crecimiento. Con el fondo educativo para los estudios, estarás trabajando para garantizar su futuro profesional.

Si estás buscando dinero para invertir en algo tan importante como la educación de tus hijos, en Respaldo Financiero te ofrecemos nuestros préstamos con garantía hipotecaria y automotriz. Si te interesa, ¡contáctanos y te asesoraremos!

[wp_show_posts id=”29246″]
¡COMPARTE CON TUS AMIGOS!

Noticias relacionadas